fbpx

Conoce los factores de riesgo para una persona con problemas de adicción

Uncategorized

Hablar de factores de riesgo, implica comprender uno de los elementos más importantes a tener en cuenta tanto en prevención como en el tratamiento de adicciones; pues son un extenso conjunto de variables que tienen que ver con las diversas dimensiones de lo humano, lo biológico, lo psicológico, lo familiar, lo social, entre otras. Es decir, los factores de riesgo van desde lo más mínimo, hasta lo más evidente.

En el caso de la prevención tienen que ver con todas aquellas situaciones o condiciones que reúne el sujeto y que incrementan la probabilidad de experimentar o consumir sustancias psicoactivas. En lo referente al tratamiento de adicciones, los factores de riesgo apuntan a las mismas variables biológicas, psicológicas, sociales, entre otras, pero particularmente se hace énfasis en las variables psicológicas y sociales, de tal suerte que en primer lugar lo que se trabaja en un tratamiento para la adicción es identificar cuáles son estas características que terminan convirtiéndose en un riesgo para la recaída o para la reincidencia en el consumo. Algunos componentes pueden ser:

 

1. Factores psicológicos:

Nos permite comprender cómo históricamente, a lo largo del proceso de adicción del sujeto, han estado relacionadas características psicológicas específicas con el consumo de sustancias psicoactivas de tal suerte que estas últimas operan como estrategias de afrontamiento como por ejemplo: la impulsividad, la búsqueda de sensaciones fuertes, reducir los niveles de ansiedad experimentados, etc.

 

2. Factores sociales y vínculos sociales:

Los vínculos sociales con el grupo de pares son importantes pues como factor de riesgo se encuentran las relaciones específicamente vinculadas al consumo, por tanto, lo que se busca es que el sujeto diferencie, por ejemplo, entre amigos auténticos de compañeros de consumo, porque en muchas ocasiones el consumo se presenta específicamente en un contexto social, facilitando y manteniéndolo en el tiempo.

 

3. Factores familiares:

La familia, (y en muchas ocasiones con muy buenas intenciones), puede convertirse en un factor de riesgo para la reincidencia o para bloquear el proceso de cambio, por ejemplo al no establecer o mantener límites claros y al permitir conductas o actitudes claramente asociadas al proceso de recaída como por ejemplo: no establecer parámetros entre los pensamientos de consumo, frecuentar lugares donde habitualmente consumía, mantener vínculo con personas consumidoras y en general, romper los parámetros vinculados a la sobriedad.

 

Es importante identificar y abordar estas dificultades psicológicas y sociales como familia, ya que en caso de no ser tenidas en cuenta, lo más probable es que se presente una recaída y que la sobriedad solo se limite a un tiempo corto.

 

Cuando se abordan estas dificultades la persona con la adicción adquiere un nivel de libertad importante y significativo que le permite tener una visión más amplia y clara del mundo y sus opciones; encontrando ante las dificultades propias de la vida alternativas distintas al consumo. Lo anteriormente mencionado, es decisivo para que cada uno de los pacientes en fases de recuperación al consumo de sustancias psicoactivas pueda vislumbrar una vida después de la adicción, teniendo control de cada una de sus acciones cotidianas.

Compartir :

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Entradas recientes

Sobre nosotros

Somos el Colectivo Aquí y Ahora, el lugar donde la vida recupera su sentido.
Centro de Salud mental y adicciones

Colombia

Tratamiento

Prevención

México

Contáctanos

Estamos aquí para ayudarte